Seguridad y prevención de riesgos laborales en los trabajos de limpieza

La OSU examina los peligros del empleo de artículos químicos en trabajos recurrentes de limpieza, como inmuebles y locales de áreas de trabajo, centros académicos, shoppings y inmuebles residenciales

Las tareas de limpieza en las que se acostumbran a emplear artículos químicos son la limpieza pisos, paredes, superficies, muebles, baños y pulimentado de pisos. Estas tareas tienen la posibilidad de ser asumidas por personal propio o tienen la posibilidad de ser contratadas compañías ajenas preparadas, en tal caso, las dos compañías van a deber regularse en todo lo relacionado con la prevención de peligros.

Cortes

Los trabajadores del campo de la limpieza tampoco están exentos de padecer cortes al manejar elementos de vidrio o cerámica y al sacar restos, por poner un ejemplo.

El cuello, la espalda y la región lumbar son, como en muchas otras profesiones, unas partes del cuerpo que padecen en especial el ahínco de las tareas de limpieza y el movimiento o transporte de elementos pesados.

Manipulación manual de cargas

La Guía Técnica de Manipulación Manual de Cargas del Centro Nacional de Seguridad y también Higiene en el Trabajo (INSHT) establece que la manipulación manual de cargas es una labor bastante recurrente en varios campos de actividad, desde la industria pesada hasta el ámbito sanitario, pasando por toda clase de industrias y servicios.

Las lesiones resultantes mucho más usuales son: magulles, cortes, lesiones, fracturas y, más que nada, lesiones musculoesqueléticas

Medidas de prevención en los servicios de limpieza y cuidado.

Mucho más vale impedir que sanar. De ahí que es tan esencial la prevención de la seguridad. Las primordiales medidas de prevención en el ámbito de la limpieza son:

  • Señalización de las ubicaciones de limpieza, para eludir caídas, tanto del personal como de los clientes de un espacio, y usar zapato antideslizante.
  • Sostener el orden en la realización de los trabajos, asegurándose de que los equipos y modelos de limpieza estén en el sitio acertado, para sostener los espacios despejados.
  • Supervisar el estado de la instalación eléctrica y maquinaria, y también reportar al responsable del centro en el caso de averías o fallos o deficiencias.
  • Los artículos químicos han de estar marcados, sostenerse cerrados y en cualquier caso eludir entremezclarlos. El plantel ha de saber emplear adecuadamente estos modelos (dosis, temperatura, combinación con agua, empleo en espacios cerrados, etcétera.)
  • Usar EPI (Equipo de Protección Individual) como guantes, máscaras, uniformes homologados, etcétera. Prosigue asimismo las medidas de higiene y prevención que todos conocemos hoy día (lavado recurrente de manos, eludiendo el contacto entre las manos y la boca…)

Deja un comentario